sábado, 15 de agosto de 2009

INSTRUCCIONES PARA COMPORTARSE EN EL MUSEO

Situación: lo invitan a una muestra de artistas plásticos contemporáneos y no puede rechazar la propuesta. El problema es que lo más cerca que estuvo de visitar una exposición fue ver en el cine “Una noche en el museo II”. No se preocupe, en este espacio de ayuda a la comunidad le damos algunos consejos.

















- La obra de Kutica no deja de sorprenderme -

- Expresiones para memorizar: “La figura se desprende del fondo”, “Las formas definidas fueron un acierto”
- Las frases aprendidas deberán acompañarse de postura erguida, mentón en alto, y mirada altruista. Practíquese.
- No toque nada. Hasta el cesto de basura puede resultar una instalación MUY costosa.
- Un comportamiento que no puede fallar consiste en situarse frente a una obra, alejarse para ver la intención de totalidad del artista y luego acercarse para apreciar los detalles.
- Los varones deberán ingresar a la sala con sobretodo, morral y cabello desordenado. Las mujeres irán ataviadas de prendas hindúes y collares extravagantes.
- Fundamental leer el titulo de la obra luego de contemplarla. En caso contrario, todos se darán cuenta que no llegó a comprender absolutamente nada.
- Si el arte le importa nada, colóquese estratégicamente cerca de la bandeja de sanguchitos y vino. Esta acción aliviará el aburrimiento que le provoque el artista de moda.

3 comentarios:

Einshel dijo...

Muy fuerte, pero muy cierto...
Me gustó mucho el "No toque nada, hasta el cesto de basura puede resultar una instalación MUY costosa". y por supuesto la ilustración, que no sé, pero me parece haberla visto (a la musa) en alguna muestra.
Muy bonito el blog!
Saludos!!!

La Cenefa dijo...

Se agradece la visita y el comentario. Ya agregamos tu blog. Nos vemos (o nos comentamos!)
saludos

Anónimo dijo...

-Observen la magnitud de la expresión. Comenta el guía. Cómo el autor manifiesta la nada y sus efectos colaterales. El hombre representado en una aleación metálica indefinida y el concepto de acercamiento y profundidad en la expresión postmoderna. Mientras habla se acerca el segurata que lo estaba oyendo y le dice al oido: Tío eso es clavo, todavía no han colgado el cuadro.